Adra.-Costumbres desaparecidas: El entierro de los cortijeros

Hace muchos años ,cuando no se habían modernizado las empresas funerarias, y las mismas consistían en un carpintero que hacía los ataúdes, los entierros de las personas eran organizados por los mismos deudos con la colaboración de sus vecinos. Pero el problema en Adra era mayor para los que vivían en los cortijos ya que no tenían cementerios para dar sepultura a sus muertos, por ello tenían que trasladar el cadáver al cementerio del pueblo. Como no había carreteras y en algunos sitios (Barranco de Almerín,Trebolar,Gurrías, la Loma colorá, El capitán,etc…) y los caminos no eran practicables por carros, se veían obligados a cargar el féretro sobre un mulo y transportarlo al pueblo. Era costumbre que el sacerdote esperara a la comitiva fúnebre a la entrada de Adra, exactamente en una fuente ,hoy desaparecida , que había junto a la Casa de Carreño y frente a la tienda de José Rodriguez López (mas conocido por Pepe el de la fuente). Allí descargaban el féretro del mulo y pasaba a los hombros de los hombres que acompañaban a los familiares, recibiendo el cadáver el primer sermón. Precedidos por el cura ,sacristán y tres monaguillos dos con varas que en su extremo iba una gran vela ,siempre apagada, y una coronada por una Cruz, se dirigían a la Iglesia para las honras fúnebres.

La fuente en el año 1950 fue trasladada al lugar donde hoy se encuentra una fuente decorativa, que consiste en un cañón de los utilizados en Adra para su defensa en la plaza conocida por los abderitanos con el nombre “De la muñeca”, enfrente del Club Náutico. En las proximidades de la primitiva fuente había una pensión llamada La Fuente que estuvo funcionando hasta los años sesenta y que era un referente para la gente de Adra.

El cuadrito representa la llegada de la comitiva y a las espaldas de la misma se puede ver la Casa de Carreño (antes la Fundición de Heredia), unas casas blancas donde había otra pensión llamada “La chilena”.1

 

 

Anuncios

Apuntes sobre la novela histórica

Hoy que tan  en boga está la novela histórica y que muchos de sus autores gozan de una gran popularidad, creo que es momento para hacer un acercamiento algunas manifestaciones de la misma. El Capitán Ala triste es una creación muy acertada del periodista Arturo Pérez Reverte que sabe aplicar los tiempos históricos con los sucesos inventados ,pero no conduce a una tergiversación de la Historia, ya que se distingue en su obra perfectamente lo que es la situación tiempo, entorno, con lo que es la recreación aventurera. Este es el peligro de escribir novela histórica que muchos de los que la leemos no estamos preparados para hacerlo y cuando los hechos reales se mezclan con los imaginarios , puede dar lugar a confusiones dando por verdaderas cosas que son falsas, con lo que crea en el acerbo cultural del lector poco preparado una visión histórica totalmente falsa. A esta reflexión me ha llevado la lectura de Eslava Galán sobre el suceso de las Cervantas, Este suceso ya de por sí enrevesado en la biografía de D.Miguel de Cervantes lo explica este historiador a través de un personaje femenino convertido en un Sherlock Holmes de difícil ubicación en los años en que ocurre el suceso, también peregrina sobre, según Eslava Galán , el error de Cervantes en el suceso del jumento en la primera parte del Quijote. En honor del escritor que en sus obras intenta popularizar la Historia ,si consigue que el lector se interese por ciertos pasajes, aunque en su interés por acercarla al lector a veces simplifica (no pongo en duda sus conocimientos históricos), con lo que con la simplicficación no se sabe si es peor el remedio o la enfermedad.

Precedentes brillantes de la novela histórica tenemos El dios de la lluvia… de Laszlo Passuth o Señor natural que también aduce al problema de la muerte del espadachin con una visión totalmente distinta de la que plantea Eslava Galán. La primera se basa el autor en la obra de Bernardo Díaz del Castillo que cronicó la hazaña de Hernán Cortés magistralmente. Otro ejemplo similar es los Almogávares de Ramón J. Sender , que toma como base la crónica de Muntaner que siguió en directo las hazañas de estos aguerridos españoles, el Rey de España todavía utiliza el título de Duque de Atenas y Neopatria, gracias a ellos. Es también relevante la novela de Tomás Salvador sobre los hechos de los Campos de Montiel. Ahora anda en las ondas y parece que ha editado un libro de este tipo Nieves Concostrina, sus comentarios sobre la Historia de España por querer ser jocosos a veces resultan falsos y mal planteados(tampoco poco en duda sus conocimientos históricos,pero si su enfoque).

Para terminar me referiré a Falcones con su novela La mano de Fátima , ya que es de especial interés para granadinos y almerienses pues siguiendo los precedentes anteriores se basa en la Historia de la Guerra de la Alpujarra de Mármol y Carvajál, con lo cual ,hoy ,Batalla de Otumbaque tanto historiador aparece presumiendo de que sabe de nuestra tierra,  leyendo esto, lo podía acercar bastante a la realidad de nuestra historia mas inmediata.

En la batalla de las Navas: Hazmen de Adra.

Buscando y buscando ,cosas que aludan a nuestro pueblo y a sus gentes ,he leído el poema épico sobre las Navas de Tolosa de Cristóbal de Mesa. En este poema que describe con absoluta crudeza los lances de la batalla, no ahorrándose en lances de sangre, ni escenas cruentas, habla de un HAZMEN de Adra, que mandaba algunas escuadras de los moros en la dicha batalla, aparece en el canto 63 y, al parecer, fue prudente porque puso a recaudo sus huestes ante el empuje cristiano.

Cristobal de Mesa es un poeta nacido en Zafra en 1556.Batalla de las Navas de Tolosa

La palabra “anca” utilizada en Adra.

 

1a

Por los años sesenta todavía estaba vigente la palabra “anca”, que escrita así ,aislada, resulta totalmente sin sentido sin embargo ,para que se entienda bien voy a reproducir un diálogo entre dos abderitanos:

-¿Donde vás Pepe?

-Voy ancabayo.-responde Pepe-.

TRADUCCIÓN:

-¿Dónde vas Pepe?

-Voy a casa de Bayo-responde Pepe-.

O sea que LA PALABRA ANCA resulta de una abreviación de A CASA.

He puesto ANCABAYO, porque se usaba cuando alguien iba a la papelería Bayo, todavía hoy en activo, y resultaba que al que no lo entendiera, mas parecía que iba a montar a caballo ,que a casa de Bayo. Hoy este engendro de palabra está totalmente desaparecida.

Adra: Un apunte sobre población

El otro día ,dando un paseo por Adra, me fijé en las personas con las que me cruzaba. Eran personas mayores , muy bien conservadas, jóvenes ,muchos parejas , en su mayoría sin niños, extendiéndose esta características a las parejas de emigrantes de origen europeo, tanto las formadas por españoles y europeos como las solamente por europeos: sin embargo las parejas de origen magrebí si iban acompañadas por tres o cuatro niños de diferentes edades. Ello me llevó a “descubrir” que en la calle donde tengo el estudio no hay niños pequeños , ni tampoco en las calles aledañas , los chiquillos que pasan por ellas son de calles de mas arriba y sus pandillas están formadas por una mayoría de niños de origen musulmán. Una llamada ,menos mal que los musulmanes son los que están permitiendo que nuestra población crezca con savia nueva. En mis calles no hay niños jugando , no hay niñosJugando al futbol que nos “molesten” con sus juegos callejeros, en mis calles no hay alegría.

Me interné por el pueblo y observé que en algunas plazas se prohíbe jugar a la pelota o las bicis. Si me dió alegría que , en la Plaza de San Marcos, existía la prohibición a la que unSaltando a la comba grupo de chiquillos de ambos sexos hacían caso omiso, algunas pequeñas cruzaban la calle en patinetes y otros críos con camisetas del Madrid ,de la selección ,del Barça, jugaban un desordenado partidillo que provocaba las quejas de algún gruñón.

Prohibir a los niños jugar en la calle me parece un error ,si no pueden jugar al balón , a la comba , al patinete, ¿A qué jugarán ? ¿Al ajedrez? o queremos entregarlos al uso del móvil o la pantalla.

El problema es grave ,la tasa de natalidad nos lleva a un envejecimiento de la población que solamente se puede paliar con la llegada de las familias de emigrantes. De cuando en cuando escucho algún descerebrado hablar de racismo , que Dios lo perdone. Reflexionemos.

Abderitanos olvidados: El accidente de Jumilla.

 

1

El 19 de Marzo de 1981 ocurrió un accidente muy cerca de Jumilla en la que perdieron la vida 12 abderitanos ,(nueve mujeres, dos hombres y un niño). El accidente ,como no podía ser de otra manera, causó un gran impacto en la ciudad de Adra que se vistió de luto y lloró a sus muertos. El sentimiento de dolor se reflejó al año siguiente en la erección de un monumento en el lugar en que ocurrió el accidente situado a unos kilómetros de Jumilla; Este monumento se compartió con otro accidente en el mismo lugar en la que hubo 8 muertos del pueblo murciano , se erigió, no solo en memoria de 2los muertos ,también en recuerdo a la solidaridad de los pueblos.

Si hoy pasa un abderitano por este lugar, en su gran mayoría, no sabrá que representa este monumento, cosa lógica entre las personas mas jóvenes- No digo que se esté recordando este suceso todos los días, pero si es inadmisible que cuando se pasa junto a él se vea olvidado, poco cuidado, de tal manera que pierde su valor de “In memoriam”. Si en Adra se hubiera levantado uno similar el recordatorio estaría siempre en nuestro pueblo y daría sentido al monumento olvidado en las soledades de los campos de Jumilla.

Adra necesita “recordatorios” de sus hechos, solo en la Plaza Ortiz de Villajos existe un busto del inolvidable compositor abderitano, en la entrada de poniente una fuente recuerda a los náufragos de varios accidentes que han segado la vida de nuestros marinos, pero ¿No se merece un busto Enrique de Sierra Valenzuela, el capitán Luis de Tovar, nuestro guitarrista Richoli (Si tiene un busto en Almería),  Francisco Soler, Francisco Estrada, San Tesifón, Juan Lirola, etc,etc,etc.?. No digo que se gaste el presupuesto municipal en bustos, pero si se podía dedicar “una mijilla” a ir paulatinamente llenando de RECORDATORIOS culturales para la memoria de nuestro pueblo.

García de Paredes en el Quijote y el caballero Bayardo ,último caballero andante.

129En el Quijote se hace alusión en el Capítulo 32 a dos caballeros españoles por sus hechos de armas e intachable conducta ,uno de ellos es el Gran Capitán ,otro D. Diego García de Paredes. Los ensalza el cura y no los aprecia el posadero, mas amigo de las fantásticas aventuras de los Caballeros andantes. Lo curioso de esta referencia es que Cervantes pone en boca del sacerdote una hazaña del caballero García de Paredes ,refiriéndose a la defensa de un puente solo frente al enemigo.

En la Historia esta hazaña tiene un paralelismo real con la realizada por el caballero francés Pierre de Terrail, mas conocido como el caballero Bayardo; éste, luchando en Garellano contra las tropas del Gran Capitán, defendió heroicamente un puente que al final tuvo que abandonar ante las victoriosas tropas españolas.

El Caballero Bayardo fue un incansable luchador contra las tropas de D.Gonzálo Fernández de Córdoba ,aunque nunca dirigió los ejércitos en los que luchó. Su problema fue que no igualó su valor a su inteligencia para adaptarse a los nuevos métodos de la Guerra, y luchó siempre con la pesada armadura ,tanto él como su caballo, por lo que a las tropas del Gran Capitán le era muy fácil dar con sus huesos en el suelo ,hasta el punto que murió a causa de una bala de un soldado español que le partió la columna.

La hazaña de García de Paredes también la sitúa la Historia en Garellano. D. Diego se retiró del puente tras haber aniquilado a 500 enemigos, bien por el filo de su espada o ahogados en el rio huyendo de su fuerza.

¿Fueron reales las dos historias? Para Cervantes fue verdadera la del valiente extremeño.

Para datos históricos se ha consultado al Blog de Pineda Navajas ,Antonio T.