Apuntes sobre la novela histórica

Hoy que tan  en boga está la novela histórica y que muchos de sus autores gozan de una gran popularidad, creo que es momento para hacer un acercamiento algunas manifestaciones de la misma. El Capitán Ala triste es una creación muy acertada del periodista Arturo Pérez Reverte que sabe aplicar los tiempos históricos con los sucesos inventados ,pero no conduce a una tergiversación de la Historia, ya que se distingue en su obra perfectamente lo que es la situación tiempo, entorno, con lo que es la recreación aventurera. Este es el peligro de escribir novela histórica que muchos de los que la leemos no estamos preparados para hacerlo y cuando los hechos reales se mezclan con los imaginarios , puede dar lugar a confusiones dando por verdaderas cosas que son falsas, con lo que crea en el acerbo cultural del lector poco preparado una visión histórica totalmente falsa. A esta reflexión me ha llevado la lectura de Eslava Galán sobre el suceso de las Cervantas, Este suceso ya de por sí enrevesado en la biografía de D.Miguel de Cervantes lo explica este historiador a través de un personaje femenino convertido en un Sherlock Holmes de difícil ubicación en los años en que ocurre el suceso, también peregrina sobre, según Eslava Galán , el error de Cervantes en el suceso del jumento en la primera parte del Quijote. En honor del escritor que en sus obras intenta popularizar la Historia ,si consigue que el lector se interese por ciertos pasajes, aunque en su interés por acercarla al lector a veces simplifica (no pongo en duda sus conocimientos históricos), con lo que con la simplicficación no se sabe si es peor el remedio o la enfermedad.

Precedentes brillantes de la novela histórica tenemos El dios de la lluvia… de Laszlo Passuth o Señor natural que también aduce al problema de la muerte del espadachin con una visión totalmente distinta de la que plantea Eslava Galán. La primera se basa el autor en la obra de Bernardo Díaz del Castillo que cronicó la hazaña de Hernán Cortés magistralmente. Otro ejemplo similar es los Almogávares de Ramón J. Sender , que toma como base la crónica de Muntaner que siguió en directo las hazañas de estos aguerridos españoles, el Rey de España todavía utiliza el título de Duque de Atenas y Neopatria, gracias a ellos. Es también relevante la novela de Tomás Salvador sobre los hechos de los Campos de Montiel. Ahora anda en las ondas y parece que ha editado un libro de este tipo Nieves Concostrina, sus comentarios sobre la Historia de España por querer ser jocosos a veces resultan falsos y mal planteados(tampoco poco en duda sus conocimientos históricos,pero si su enfoque).

Para terminar me referiré a Falcones con su novela La mano de Fátima , ya que es de especial interés para granadinos y almerienses pues siguiendo los precedentes anteriores se basa en la Historia de la Guerra de la Alpujarra de Mármol y Carvajál, con lo cual ,hoy ,Batalla de Otumbaque tanto historiador aparece presumiendo de que sabe de nuestra tierra,  leyendo esto, lo podía acercar bastante a la realidad de nuestra historia mas inmediata.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s