Francisco Estrada López

Francisco Estrada López

Nacido en Adra en 1769, muerto en Málaga en 1836.

Tuve conocimiento de la existencia de este hijo de Adra a través del libro de D.José Luis Rull y después por la breve pero documentada biografía del Dr. García Ramos. Ello hizo que me interesara por él e intentara profundizar mas en su vida. He tenido que leer entre líneas y conseguido poca aportación nueva, con este bagaje escribo estas líneas intentando popularizar la figura de una persona que en ideas políticas podía estar equivocado pero supo ser un caballero en los momentos en que cometió un error.

Francisco Estrada nace en Adra en 1769, estudia en Granada las carreras de médico y abogado y participa en la Guerra de la Independencia luchando contra el francés. En su ideario político no tenían cabida las ideas de la Revolución francesa que se habían ido introduciendo en España. Llega al grado de capitán y, una vez restaurado el absolutismo, ejerce su profesión de médico en Málaga y durante el Trienio Liberal en 1823 participa de las fuerzas absolutistas que el pérfido Fernando VII promueve mediante fuerzas locales a modo de guerrillas, lo que hace que sea imposible batirlas por los generales liberales.
En 1821 se encuentra ejerciendo su carrera de Medicina en Málaga cuando aparece un brote de cólera y requerido por los comerciantes de la ciudad reconoce a un marino afectado por la misma, diagnostica que está afectado por un abuso en la comida de chumbos. El marino muere, pero él vuelve a reconocer a otro y no se le ocurre otra cosa que achacar la enfermedad y posterior muerte a un abuso del acto sexual después de comer.
Tiene enfrentamientos con el Dr. Salamanca que defiende la presencia de la fiebre amarilla, pero al final convencido de su error hace la correspondiente rectificación y proclama la aparición de dicha fiebre.
Vuelve a aparecer como médico en la epidemia de fiebre amarilla de 1.834.
Toma protagonismo por su actitud en el desembarco del General Torrijos en Málaga, donde fueron apresados los miembros de este desembarco, recibió la orden del Gobernador de Málaga de que mandara el pelotón de fusilamiento. El médico Estrada contestó que a él no le correspondía mandar dicho pelotón, ya que no estaba en Málaga en calidad de militar, su petición fue oída por el Gobernador y lo exoneró de tan ingrata tarea.
En 1836 apoyaba al pretendiente Carlos María Isidro y, siendo sorprendido por los isabelinos en su retiro de Santillana, fue enviado a Málaga y fusilado. Avatares del destino, él, que se había negado a fusilar a sus contrarios, fue fusilado sin remilgo alguno.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s